Participación

¡Cambiemos el espejo del tocador por pantallas de computador!

Por 25 abril, 2019 noviembre 25th, 2019 Sin comentarios

 

Foto: www.itu.int

Por Angie Carolina Cardona

Para cerrar la brecha digital de género, se promueve el Día Internacional de las Niñas en las TIC con el fin de que las mujeres tengan más presencia en uno de los sectores de mayor crecimiento: el tecnológico, y así contribuir a la eliminación de desigualdades entre hombres y mujeres.

La poca presencia de las mujeres en las áreas STEM (siglas en inglés de los términos Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), genera grandes pérdidas para las sociedades no sólo en términos económicos, sino de ideas y experiencias que quedan excluidas de los desarrollos tecnológicos. Sin embargo la pérdida más grande es para las mujeres, quienes ven afectada su participación en este campo como consecuencia estereotipos de género que desincentivan su interés para encaminarse profesionalmente  en el creciente campo de las TIC.

En este contexto nace en el 2011 el Día Internacional de las Niñas en las TIC, promovido por la Unión Internacional de Telecomunicaciones UIT de la ONU, con el objetivo de cerrar las brechas digitales de género y llamar la atención de organismos institucionales y sectores de la sociedad, sobre la importancia de incentivar la participación de las niñas y las jóvenes en las áreas de las tecnologías de la información y la comunicación.

Para Olga Paz Martínez, Directora de Proyectos de Apropiación de Tecnología de Colnodo «este día es un reconocimiento a la importancia de que las mujeres participemos de manera más equitativa en el ecosistema digital en toda la cadena de valor, es decir, no sólo como usuarias de tecnología, sino también como creadoras, lideresas de empresas del sector y como tomadoras de decisiones en políticas y programas de TIC desde los gobiernos o desde el sector privado».

Si hablamos de igualdad ¿por qué enfocarse en las niñas? Precisamente para que cuando ellas sean adultas puedan llegar al mismo nivel de participación que sus compañeros hombres. Paz Martínez señala que «en muchas empresas de tecnología el rol de las mujeres está en el área de mercadeo, servicio al cliente y relaciones públicas, pero no necesariamente en las áreas de creación, de innovación y  de gerencia».

Esto se puede comprobar si notamos que a nivel mundial solo el 6% de las aplicaciones son creadas por mujeres, y en Europa, una de las regiones a la vanguardia en esta industria, únicamente el 15% de especialistas en tecnologías de la información y la comunicación son mujeres. El panorama para Colombia es más desalentador, pues solo un 11% de las mujeres trabaja en el sector TIC, según declaró Juanita Rodríguez Kattah, viceministra de economía digital.

Ilustración: mujeresycia.com

La brecha digital por razón de género, que es la falta de oportunidades en el acceso, uso y apropiación de tecnología por parte de las mujeres, es el resultado de un proceso de socialización que desincentiva el interés primero y la presencia después, de las mujeres en el mundo digital. Si el contexto social o familiar subestima las capacidades de las mujeres tienen para la tecnología o considera que eso es una actividad masculina, brindarán estímulos diferenciados a niños y niñas para incentivarlos a ellos o alejarlas a ellas, del campo tecnológico.

Según Olga Paz Martínez «los juegos infantiles y las pautas de crianza influyen mucho en los roles que las mujeres y los hombres desempeñamos en la sociedad; en los entornos familiares a los niños se les permite más crear, experimentar, dañar, y sus juguetes, como los legos, las lupas y microscopios  están diseñados para eso. En cambio los juguetes de las niñas,  generalmente son espejos, juegos de cocina o muñecas y estimulan el cuidado, la belleza, la dulzura… y no es malo siempre y cuando las niñas puedan acceder a esos otros juguetes».

«Es muy importante promover que las niñas participen más en el uso y la creación de tecnología, para que vayan comprendiendo desde tempranas edades que ellas pueden participar en el mundo tecnológico sin ningún sesgo de género, que pueden crear, innovar, experimentar, programar y demás. Por eso es importante que el Día de las niñas en las TIC sea incorporado a programas que duren todo el año» añadió Olga Paz Martínez.

Una alfabetización digital integral es fundamental para garantizar a las mujeres su pleno desarrollo en la sociedad de la información. Para Paz Martínez si las posibilidades económicas, laborales y profesionales están en el ecosistema digital y el sector tecnológico, las mujeres tenemos que participar y estar representadas estos campos laborales, que además son mejor pagos que otras áreas como la salud, las humanidades o los servicios, que es donde más se desempeñan las mujeres actualmente.

Es importante resaltar que las brechas digitales de género, se suman a otras brechas ligadas a  barreras económicas, generacionales, territoriales; si una mujer está en situación de discapacidad tiene doble brecha digital, lo mismo pasa con las mujeres negras, indígenas o las que viven en zonas rurales o en las periferias de las ciudades latinoamericanas. En Colombia en el 2018, el 81% de las mujeres eran usuarias de internet según el Ministerio de las TIC, y el 19% que no accedían eran mujeres de más de 45 años, o que vivían en zonas rurales alejadas o que eran pertenecientes a poblaciones vulnerables.

Y aunque el acceso a internet es importante y fue declarado por la ONU como un derecho humano, no es suficiente para solucionar el problema. El cierre de la brecha digital de género no ocurrirá si las mujeres se quedan únicamente en el rol de usuarias. En esta medida el reto está en generar programas masivos, en todas las zonas del país, que incentiven a las niñas en la apropiación y uso de la tecnología para que existan más mujeres especialistas en tecnología, en cargos de decisión y como referentes en el sector.

Compartir:

Déjanos tu opinión